Son muchas las personas que nos plantean esta cuestión cuando van a empezar con un negocio… ¿Es mejor comprar un local o alquilarlo? Es una decisión importante y complicada, ya que aunque el mercado inmobiliario puede permitirnos en este momento la compra de un local por los bajos precios y la posibilidad elegir una buena localización, esta decisión dependerá en gran medida de varios factores.

Estos pueden ser:

a. El tipo de negocio que vayamos a poner en marcha: no es lo mismo comprar una nave industrial, que una oficina, que un local para una tienda…

b. Nuestra disposición económica. Ya es complicado comenzar un negocio con toda la inversión que supone al comienzo y con las reservas que debemos prever por si nos hace falta «tirar de ahorros» hasta que el negocio despegue. Muchas veces se opta por guardar este dinero por si hace falta en lugar de invertir en la compra del local.

c. El riesgo. Evidentemente, si ya conocemos el mercado y estamos ampliando el negocio vamos a apostar más fuerte que si nos enfrentamos a la primera vez que emprendemos, es un negocio nuevo el cuál no sabemos cómo puede funcionar y no vamos a gastar lo que no tenemos… Son muchas las dudas que surgen en ese momento, es por ello que vamos a enumerar las ventajas y desventajas de cada una de las opciones para ayudarte a tomar esta decisión.

Ambas opciones tienen ventajas y desventajas, no hay ninguna duda de que cualquiera de las dos opciones ocasionará una inversión importante. Teniendo en cuenta todo lo planteado anteriormente y una vez clara la visión de negocio que queremos emprender. ¿Qué es mejor para tu empresa?

 

VENTAJAS DE ALQUILAR UN LOCAL

A continuación detallamos las ventajas que ofrece el alquiler de un local para llevar a cabo tu actividad empresarial o negocio.

1. El desembolso inicial es reducido: aunque se tenga que pagar una cantidad por la fianza, que suelen ser 2 meses, siendo esto negociable con el arrendador y recuperándose una vez finalizado el contrato de alquiler.

2. Flexibilidad en la ubicación, puedes moverte fácilmente en el caso que necesites ampliar o cambiar la localización de tu negocio, en caso de que el arrendatario quiera cambiar el precio o circunstancias fuera de tu control, como eternas obras municipales, molestos vecinos…

3. Reducción en costes por mantenimiento, los gastos de posibles obras por mal estado del local, cambios importantes o mejoras en el edificio…. además de  poder negociar con el arrendador los gastos anuales como Impuesto sobre Bienes Inmuebles y Tasa de basuras, y la Comunidad de Propietarios…

DESVENTAJAS DE ALQUILAR UN LOCAL

Como ocurre con la compra del inmueble, el alquiler del mismo también cuenta con desventajas importantes. Te la contamos a continuación:

1. Tienes un gasto mensual por la renta durante el periodo de duración del contrato, con un aumento anual dependiendo de la inflación.

2. En caso de querer abandonar el alquiler del local, habrá que preavisar con un mínimo de dos meses al arrendador,  y éste sería el escenario más favorable, ya que en muchos caso se pacta en los contratos de alquiler una penalización por abandonar el local antes del fin del contrato pactado.

3. Si se realiza cualquier reforma en el local, el coste de dicha inversión se pierde en el momento que se tenga que dejar el espacio, y normalmente este dinero se «regala» al propietario, ya que no se recupera ni se valora económicamente para compensarlo en el momento de dejar el local.

4. No hay incremento de activos en el negocio, y ocasiona un gasto de renta irrecuperable.

 

VENTAJAS DE COMPRAR UN LOCAL

Si no te han convencido las ventajas de arrendar un local debido a lo que suponen sus desventajas, te contamos cuáles son las ventajas de comprar un establecimiento para poner en marcha tu negocio. Serían las siguientes:

1. Incrementa el Activo del negocio, siendo una inversión para la empresa  a largo plazo.

2. No existe gasto mensual, si la compra a sido realizada sin financiación alguna.

3. Evita la movilidad no deseada (no hay contrato que finalice como en un alquiler en el que puedan echarte en el momento más inoportuno).

4. Si se desea realizar cualquier tipo de reforma, se considera una inversión propia en un Activo de nuestra propiedad, lo que incrementara su valor en el futuro y pasará a formar parte del activo de nuestro negocio.

5. A la hora de pedir financiación, al tener un activo a nuestro nombre, puede servir como garantía o aval y facilitaría conseguir financiación bancaria.

6. Se podrían obtener ingresos extras alquilando despachos o zonas del local que no están siendo utilizadas en la actividad del negocio.

7. Otra ventaja que tenemos como propietarios, es que en caso de que consideremos cambiar de local por que el negocio se nos queda pequeño, o la situación económica cambiara, tendríamos la opción de alquilarlo o venderlo.

DESVENTAJAS DE COMPRAR UN LOCAL

Como hemos visto, la principal diferencia entre el alquiler y la compra de un local se centra en el tipo de inversión (a largo plazo si decides hacerte con ese local y a corto plazo y optas por arrendar). Sin embargo, la adquisición de un inmueble cuenta con las siguientes obligaciones o riesgos:

1. Los posibles gastos de reparación y mantenimiento que sean necesarios en el local, corren por nuestra cuenta.

2. En el caso que la compra haya sido realizada con un préstamo hipotecario, hay que asumir un gasto mensual, durante un periodo más largo.

3. Hay que asumir los costes mensuales (comunidad) y anuales (impuesto de bienes inmuebles y tasa de basuras). Tenemos que contar con ellos ya que somos los responsables de pagarlos independientemente de cómo funcione el negocio.

4. Disponer de mayor capacidad financiera para realizar la inversión: una de las desventajas en comprar un local/oficina, es que hay que tener mayor liquidez para poder afrontar los gastos que conlleva realizar la compra de un inmueble, como son el notario, el registro de la propiedad, los Impuestos Autonómicos o IVA… También es cierto que se puede ampliar la financiación incluyendo estos gastos, en el caso de que la hubiera.

Con todo lo anterior expuesto, hay que tener en cuenta que a la hora de tomar esta importante decisión de alquilar o comprar un local dentro de un negocio, se necesita valorar diferentes condiciones y circunstancias, y hay que considerar todos los gastos que ocasionará cada operación, dependiendo en gran medida de la capacidad económica disponible, y decidir por la mejor opción, la que haga que su negocio crezca y prospere.

Si te has quedado con dudas y quieres conocer este tema de un modo más resumido, puedes verlo en el vídeo que hemos preparado. Para ello, debes hacer clic en la siguiente imagen.

compra o alquiler de local

Si lo deseas, puedes ponerte en contacto con nuestro equipo de asesores en el 91 395 23 58 o bien en blog@ceriosrosas.com.

Silvia Ruiz

Silvia Ruiz

Asesora Fiscal - Contable

Call Now